Esta noche no fue para Michael Phelps. El oro en los 100 mariposa lo consiguió el nadador de Singapur, Joseph Schooling, y con récord olímpico incluido. El estadounidense, que buscaba su quinta medalla de oro en Río de Janeiro, punteó casi toda la carrera y parecía que se encaminaba a la victoria. Pero cedió sobre el final y fue rebasado por Schooling, quien cronometró 50.39.

Phelps, que buscaba su quinta presea dorada, tomó la delantera pero falló en el momento decisivo, cuando normalmente liquida a sus rivales. No tuvo resto y fue pasado por Schooling. El Tiburón de Baltimore terminó compartiendo la presea de plata con el húngaro Laszlo Cseh y el sudafricano Chad le Clos, con 51.14.

“Joe (Schooling) es un tipo duro. Tuvo un gran año el año pasado. Ha corrido muy bien los dos últimos años”, manifestó Phelps. “Lo felicito. Hizo una gran carrera”.

“No creo haber estado nunca en un empate. Un triple empate es algo rarísimo. Pero simpático al mismo tiempo”, agregó.

Schooling, por su parte, afirmó que “ha sido un camino muy duro, no voy a mentir. Espero que esto abra nuevas puertas para el deporte en mi país”.

Cuando se le preguntó qué le había dicho Phelps, respondió: “Me dijo ‘bien hecho, fue una gran carrera’. Yo le dije, ‘¿cuatro años más?’, y me contestó ‘ni loco”’.

Phelps había ganado sus cuatro pruebas previas, en los 200 mariposa, 200 combinado y los relevos de 4×100 y 4×200 libre. En total suma 27 medallas olímpicas, incluidas 22 de oro, cifras que difícilmente alguien pueda igualar. Y el sábado podría sumar otra con un relevo.

Agencias.